11/08/2017 opinin

Millennials y mascotas en las oficinas

Los millenials, las personas nacidas entre 1980 y 2000, han cambiado los paradigmas y las dinámicas laborales a tal punto que actualmente y siguiendo una corriente que se está dando en todos los espacios públicos, las oficinas se están transformando en espacios Pet Friendly en los que las personas pueden llevar a sus mascotas al trabajo y compartir con ellos y sus compañeros la jornada laboral. Al respecto opinó para Télam Mauro Williams, gerente de Asuntos Corporativos de MARS.

Mauro  Williams

Por Mauro Williams

Es sabido que los millenials, las personas nacidas entre 1980 y 2000, han cambiado los paradigmas y las dinámicas laborales. Esta generación, que actualmente tiene entre 25 y 35 años de edad, será en pocos años un tercio de la fuerza laboral del mundo. Desde esta perspectiva, es importante que las empresas conozcan sus características, cuáles son los beneficios que valoran al momento de elegir o cambiar un trabajo, y cuáles son sus aspiraciones, prioridades y los desafíos que buscan en el mercado laboral.

En este contexto, muchas empresas implementan distintos beneficios para atraer a este público, o bien, para retenerlo. Así nace el Home Office, una modalidad de trabajo que le permite al empleado trabajar desde su casa, los flex fridays donde se cambia el dress code por vestimenta más informal, los horarios de verano, etc. Todos los días se implementan nuevas formas de llevar adelante las tareas diarias fomentando el work-life balance y acortando la brecha entre la vida personal y la profesional.

Actualmente y siguiendo una corriente que se está dando en todos los espacios públicos, las oficinas se están transformando en espacios Pet Friendly en los que las personas pueden llevar a sus mascotas al trabajo y compartir con ellos y sus compañeros la jornada laboral. Diversos estudios confirman y destacan el impacto positivo que tiene la presencia de las mascotas en la productividad y el sentido de pertenencia de los empleados junto con la mejora del ambiente de trabajo.

En este sentido, la cadena de hospitales Banfield, perteneciente a la división de servicios veterinarios de MARS PetCare, empresa líder en nutrición y atención de las mascotas, realizó este año el segundo Banfield Pet Friendly WorkPlace PAWrometer (PAW: Pets at Work) que explora el impacto en los empleados de la implementación de oficinas Pet Friendly. Según este estudio, los millenials son quienes más valoran el efecto positivo que genera en los empleados tener a las mascotas cerca en su ambiente de trabajo, mientras que los que no trabajan en oficinas Pet Friendly indicaron que sus empleadores deberían permitir mascotas en las oficinas. Del mismo modo señalaron que este tipo de políticas o beneficios son factores atractivos y determinantes al momento de buscar y elegir un trabajo.

En Argentina, algunas empresas comenzaron a habilitar la presencia de mascotas en los espacios de trabajo. MARS, por ejemplo, cuenta con el programa Pet Friendly, a través del cual los Asociados (empleados de la compañía) pueden llevar a sus perros a la oficina todos los días de acuerdo a su preferencia. Para eso, se estableció un reglamento y se diseñó una política Pet Friendly que permite la presencia de las mascotas sin afectar el desarrollo del día a día laboral.

Desde esta perspectiva, y tomando en cuenta la tendencia, en todos los niveles, de darle más entidad e importancia al lugar que las mascotas ocupan en nuestras vidas, es importante tomar en consideración este tipo de beneficios. Para los millenials, en su ambiente de trabajo, ya empezaron a funcionar como un atractivo en instancias de reclutamiento y como un diferencial que genera sentido de pertenencia, aumenta la socialización, la productividad, y mejora la cultura y el clima organizacional.

(*) Licenciado en Relaciones Internacionales de la Universidad del Salvador. Gerente de Asuntos Corporativos de MARS.