05/06/2017 femicidio

La fiscala pidi declarar culpable a Farr: "Decidi matar a su mujer sin una gota de piedad, a sangre fra y de la forma ms cruel"

Las fiscales que intervienen en el juicio por el crimen de Claudia Schaefer, asesinada por su esposo Fernando Farré el 21 de agosto de 2015, pidieron al jurado durante sus alegatos que lo declaren culpable y se le aplique la pena de prisión perpetua por el femicidio.

Carolina Carballido Catalayud y Laura Zyseskind solicitaron a los 12 jurados que no voten a favor de la inimputabilidad del acusado por el asesinato de Schaefer (44), cometido en el country Martindale de Pilar, como lo reclamó el abogado Adrián Tenca, defensor de Farré (54).


"Fernando Farré decidió matar a su mujer sin una gota de piedad, a sangre fría y de la forma más cruel, sin importarle las consecuencias", aseveró Carballido Catalayud durante su exposición frente al juez Esteban Andrejín y una sala colmada de periodistas y empleados y funcionarios del Poder Judicial, atraídos por el caso y el proceso de juicio por jurados.

Mientras el imputado, de traje gris y camisa blanca, tomaba un vaso de café con una actitud notablemente tranquila, la fiscal comenzó a resumir frente al jurado la suma de las pruebas presentadas durante el juicio, que comenzó el lunes 29 de mayo.

"Claudia sufrió violencia física, psicológica, verbal y económica, de forma sistemática, hace años, y la defensa intentó sin éxito demostrar lo contrario", sostuvo la fiscal, y siguió: "Farré es una persona egoísta, sólo le importa su reputación, su imagen, el dinero y él mismo".

Además, dijo que al acusado "no se le movió la aguja" al momento de "dejar a sus hijos sin su madre", y que "él (por Farré) se fabrica las defensas a su medida para todo lo que hace mal", en referencia a las respuestas que le daba el hombre a Schaefer en conversaciones telefónicas que fueron reproducidas durante las audiencias anteriores.

Él sabía muy bien elegir entre lo que está bien y lo que está mal, y eligió muy mal, eligió matar a su mujer


Carolina Carballido Catalayud, fiscal
La fiscal consideró que el imputado cometió un "femicidio de manual" cuando Claudia fue a Martindale a retirar sus pertenencias y los documentos de sus hijos, retenidos por Farré y que ella le reclamaba, lo cual fue "el anzuelo para llevarla dentro del vestidor".

"Él sabía muy bien elegir entre lo que está bien y lo que está mal, y eligió muy mal, eligió matar a su mujer", remató.

Por su parte, Zyseskind remarcó que Farré "sabía lo que hacía" y que los testigos propuestos por su parte "probaron que tenía la mente sana y que premeditó el hecho".

"No había ninguna psicosis, ningún retraso madurativo, al contrario, todos los testimonios dejaron claro que el señor es muy inteligente", dijo mirando al imputado.

Sostuvo además que el crimen fue "premeditado, organizado, planificado y reflexivo", y para justificar esa acusación repasó imágenes y frases recogidas de las grabaciones de diálogos entre la pareja que, según ella, dieron cuenta de que "no hay lógica, en ese contexto de violencia de género" para negar que Farré la encerró en el vestidor para matarla.

"No les exhibimos las imágenes por morbo, fue para que entiendan cabalmente cómo la mató", explicó la abogada en referencia a las fotografías de la escena del crimen y la autopsia que le fueron mostradas al jurado durante el juicio.

La fiscal agregó que "nadie mata a nadie por perder el trabajo ni por tener un hijo con discapacidad", en referencia al más chico de los tres al que le diagnosticaron autismo, hechos que eran tomados por la defensa como "traumas" que "enfermaron" a Farré.

"Puesto en contexto, ¿estos traumas justifican ocho golpes, sesenta y seis puñaladas y este horrible crimen?", continuó Zyseskind, y finalizó: "Les pedimos que no voten por la inimputabilidad, este señor no puede ser declarado no culpable porque sabía lo que hacía".

Cinco minutos después comenzó el alegato de Jorge Sandro y su colega Gustavo Posleman, representantes de la hermana de Schaefer como particular damnificado, quienes adhirieron a todos los planteos de la fiscalía y apelaron a la cuestión de la violencia de género.

"Claudia fue víctima de una escalada de violencia que terminó con su vida", comenzó Posleman, y añadió, mirando con seriedad al jurado: "Ustedes representan a la sociedad, y la sociedad está esperando una resolución que le de justicia a Claudia, si esto queda impune, imagínense qué idea le damos al mundo".

Tras él, Sandro aseguró que "la defensa fracasó por completo" y que todas sus intervenciones fueron "excusas inexactas que no se ajustan a la verdad".

"Ese degüello fue la mayor muestra de odio hacia ella (por Claudia), la mató como a un animal, la mató por placer y aplicó sus golpes uno a uno, no pueden tener dudas de que Farré actuó de una manera prevista", dijo Sandro.

Por último, les solicitó a los jurados que voten por la culpabilidad del acusado ya que "además de impartir justicia hay que proteger a los hijos, que van a quedar a la deriva".

Luego llegó el turno de los alegatos de la defensa, integrada por Tenca y su colega María Inés Bergamini Urquiza, quienes alegaron que Farré estaba "enfermo" psicológicamente al momento de cometer el crimen, y solicitaron al jurado que voten por la inimputabilidad del acusado o que atenúen la condena por "emoción violenta".

El juicio continuará este martes a las 9 cuando el juez coordinador Esteban Andrejín definirá con las partes la forma de instruir técnicamente a los jurados para que estos luego se reúnan a deliberar antes de arribar a un veredicto.