21/04/2017 Madrid

"Bomarzo", la pera de Ginastera y Mujica Linez, regresa a Espaa despus de cuarenta aos

“Bomarzo”, la ópera compuesta por Alberto Ginastera y Manuel Mujica Láinez, vuelve a Europa después de cuatro décadas, en el marco del centenario del nacimiento del compositor argentino.

Por Hebe Schmid

 


“Bomarzo”, la ópera compuesta por Alberto Ginastera y Manuel Mujica Láinez, vuelve a Europa después de cuatro décadas, en el marco del centenario del nacimiento del excelso compositor argentino.

“Se trata de un auténtico acontecimiento para España y un orgullo para el Teatro Real, que la escenificará luego de casi cuarenta años de ausencia en Europa”, dijo Ignacio Garcia Belenguer, director general del Teatro Real de España.

 
Bomarzo, contada por el Teatro Real


El libro "Bomarzo" de Mujica Láinez, concluido en 1962, recrea la atribulada vida del duque Pier Francesco Orsini, un noble italiano del siglo XVI, que relata en primera persona episodios de su vida mezquina y libertina, entre las intrigas de la nobleza renacentista. Orsini es despreciado por su familia y engañado por su mujer, vive resentido y con la esperanza de alcanzar la inmortalidad que cree le fue conjurada al nacer.

“Lo que hicieron mi padre y Mujica Láinez fue invertir el eje de la historia: la novela comienza con una descripción casi astrológica del duque Orsini, y la ópera comienza con la agonía de Bomarzo y una serie de flashbacks que muestran todos los capítulos de su vida”, comentó hoy en Madrid Giorgina Ginastera, hija del compositor ya fallecido.

Pierre Audi, el prestigioso director artístico de "Bomarzo", construye la escena de la ópera alejándose de la referencia física y estructural de las estatuas del parque de Bomarzo y de la corte renacentista italiana. Y para darle impulso a la ensoñación del protagonista, que revive los episodios de su vida, desplegándose en distintas personas según la edad y el momento de cada experiencia recordada en el paroxismo de la muerte.

“Las escenas transcurren bajo su delirante percepción de la realidad, lo que permite al escenógrafo e iluminador Urs Schönebaum crear un decorado claustrofóbico e irreal, casi lunar, donde las diferentes escenas se suceden con las atmósferas creadas por el diseño de luces y las proyecciones del prestigioso videoartista Jon Rafman”, explicó Joan Matabosch, director artístico del Teatro Real de España.

“En la narrativa de la obra, el dominio de la destructiva familia de Orsini se transmite en profundidad, y ese aspecto de jorobado que tanto recalca en el libro Mujica Láinez también cobra fuerza aquí, pero desde otra perspectiva: he situado esta deformidad en el aspecto psicológico y el verdadero cáncer del protagonista en su familia, que lo va destruyendo de a poco”, relató Audi en relación a cómo construyó al personaje central en esta ópera.

“Estábamos fascinados por 'Bomarzo' y nos preguntábamos cómo podríamos producirlo. Conocí a Ginastera y he tocado en los Países Bajos sus cuartetos”, dijo Audi. “Queríamos respetar la visión de Ginastera y ver, a la vez, cómo mostrársela al público del siglo XXI. Hemos logrado incorporar elementos nuevos, como un video en la ópera, que ayuda a lograr un aspecto visual nuevo en la producción de la ópera”, agregó.

“La obra está estructurada en quince escenas y dos actos, telón de por medio, y el público asiste a ese viaje y acompaña a Bormazo durante esa agonía continua”, destacó Matabosch.

La ópera "Bomarzo", inspirada en las impresionantes esculturas del Parque de los Monstruos al norte de Roma, realizadas en el siglo XVI, se estrenó el 19 de mayo de 1967 en el Lisner Auditorium de Washington con una calurosa acogida y elogios de la crítica. En agosto de ese año, pocos días antes de su estreno en el Teatro Colón de Buenos Aires, el general golpista Juan Carlos Onganía obligó a retirar la ópera de la programación alegando la necesidad de “resguardar la moralidad pública”.

Desde entonces la obra, grabada en 1967 para el sello CBS Records, se presentó en Nueva York y Los Ángeles antes de su estreno en Argentina en 1972. La última representación escénica de Bomarzo en Europa tuvo lugar en 1976 en Londres, por lo que la ópera no se escenifica en un teatro europeo desde hace más de 40 años. Aunque sí pudo verse en el Teatro Colón en 1984, 2003 y 2016.
etiquetas