18/04/2017 docentes

El gobierno de Vidal qued satisfecho y los gremios docentes van de la cautela al rechazo

El ministro de Economía afirmó que "la cláusula distintiva fue que tratamos de trascender la coyuntura" ya que la propuesta es de 3 años. Por su parte, la secretaria General de la Federación de Educadores Bonaerenses (FEB) señaló que posibilitaría un acuerdo.

Hernán Lacunza sostuvo que el encuentro del lunes con los sindicatos docentes fue "un paso adelante" porque "es la primera reunión en que los gremios salen pero no hacen paro".

El gobierno bonaerense "busca mejorar el reconocimiento de 2016, aumentar el piso garantizado al 20 por ciento de este año más la inflación, e incorporar el presentismo", afirmó a radio Continental.

"Es la primera reunión en que los gremios salen pero no hacen paro. Es un paso adelante", dijo el ministro en alusión al encuentro paritario del lunes, en el que se ofreció a los docentes un acuerdo salarial hasta 2019.

La oferta gubernamental prevé para este año una suma fija de 750 pesos por cargo en compensación de 2016 y un aumento salarial de 20 por ciento como piso o lo que mida la inflación, más un adicional del orden de los 5.300 pesos al año por presentismo.

"La cláusula distintiva de esta propuesta fue que tratamos de trascender la coyuntura y no someter más a los padres, docentes y alumnos al inicio de cada ciclo lectivo a una negociación salarial que pone en duda la normalidad", explicó Lacunza, para quien "la normalidad es que empiezan las clases".

Finocchiaro, "cautelosamente optimista"

El director general de Cultura y Educación bonaerense, Alejandro Finocchiaro, se pronunció "cautelosamente optimista" sobre el desenlace que podría tener el conflicto docente provincial y dijo que independientemente de esta situación "los días (que hubo paro) se van a recuperar".

"Los días se van a recuperar, estamos terminando de censar escuela por escuela porque no todas las escuelas perdieron la misma cantidad de días de clases", indicó Finocchiaro en diálogo con Télam Radio.

 

Señaló al respecto que "terminado el relevamiento se va a utilizar parte del receso invernal, parte de las jornadas de reflexión y posiblemente en el caso de las escuelas que estuvieron más comprometidas se va a extender el calendario de diciembre".

El ministro remarcó que en esta instancia de recuperación de días de clases para los alumnos "no se les quitará descanso al docente", pues se producirán en tiempos en que los maestros corresponde que estén presentes en los colegios.

Sobre la dilatada salida del conflicto, Finocchiaro manifestó que su sensación de cauto optimismo obedece a que es la primera vez que entre las partes, gubernamental y sindical, encontraron "un margen para discutir", más allá de las diferencias.

Destacó el "camino para encausar el diálogo" con los sectores gremiales subrayó que según su entender se impusieron "el diálogo y la racionalidad" en esta instancia.

Respecto de la propuesta oficial parta los docentes, indicó que es “integradora y profunda”, y destacó que “es superadora porque eleva todos los montos de la última propuesta. Esto llevaría el salario docente promedio de $19.200 a $23.064, y a $23.500 para el docente que no falta”.

Las repercusiones de los gremios

Mirta Petrocini, secretaria general de la FEB, María Laura Torre, secretaria gremial del Suteba y Miguel Díaz, titular de Udocba, plasmaron sus distintas opiniones sobre la nueva propuesta.

 Petrocini planteó que el "esquema" de la propuesta realizada ayer por el gobierno provincial "con otras variables" posibilitaría un acuerdo. No obstante, la titular de la FEB pidió que la administración de Vidal aumente el porcentaje de 20 por ciento de incremento ofrecido. "Algún punto más tienen que poder, los docentes se lo merecen", dijo a Radio Nacional.

La secretaria general de la FEB coincidió en parte con la interpretación de los funcionarios y valoró que la reunión de ayer no derivó en una convocatoria a una medida de fuerza. "Después de dos meses y días, es la primera vez que se logra que no se baje la persiana", destacó. Y afirmó que el cuarto intermedio "da la idea de que se puede instalar un diálogo real, sincero, que nos lleve al camino de la negociación".

Suteba, en cambio, planteó su disconformidad y la generalizó a os restantes gremios. "Ninguno de los sindicatos nos fuimos conformes. Quedó el cuarto intermedio, esperamos que nos convoquen esta semana y, si no sucede, ya estamos con el mandato de nuestros compañeros para la continuidad de las medidas de fuerza", dijo Torre a radio Del Plata.

Al hacer una evaluación del encuentro, destacó que "el gobierno entregó una hoja con la propuesta a los periodistas y otra a los docentes, y que ambas eran diferentes", lo que tildó de actitud de "mala fe".

Torre desmintió que con el 20% de aumento este año los docentes pasen de ganar 19.200 pesos a 23.500 pesos de promedio, un planteo que hizo Finocchiaro al explicar la propuesta.

"Es mentira, con esta propuesta una maestra de grado llega a septiembre cobrando 11.761 pesos, llega al 20% de aumento en septiembre y, la que más antigüedad tiene, llega a septiembre con el 20% a cobrar 15.700 pesos", sostuvo en declaraciones a radio Del Plata.

Para Díaz, jefe de Udocba, la propuesta de las autoridades bonaerenses no fue positiva. El dirigente gremial dejó en claro su postura contraria a la oferta y alertó sobre la posibilidad de que Vidal decida cerrar la paritaria por decreto.

"Tenemos muy poca expectativa. El gobierno en cualquier momento va a sacar un decreto, porque está jugando a no hacer una oferta en serio, a no resolver el conflicto. Ayer, pasamos de 19 puntos de aumento a 20. Son ofertas que ni podemos llevar a una asamblea porque, si no, seríamos cómplices", indicó Díaz a Radio 10.