02/02/2017 Televisión

“El regreso de Lucas”, un melodrama sobre la identidad que arranca por Telefe

La serie está coproducida entre la emisora argentina y América TV de Perú, y cuenta con los protagónicos del argentino Pablo Martínez y la colombiana Ana María Orozco.

Pablo Martínez
Pablo Martínez
Telefé estrenará el próximo lunes a las 16.30, “El regreso de Lucas”, una serie coproducida entre la emisora argentina y América TV de Perú, que propone una trama dramática, con potentes actuaciones del argentino Pablo Martínez y la colombiana Ana María Orozco, y que hoy exhibió su primer capítulo para la prensa especializada.

La primera coproducción entre Telefé y un país latinoamericano ya había seducido en la ajetreada feria del Mercado Internacional de Programas para Televisión (MipTV) realizada en la ciudad francesa de Cannes en abril del año anterior, cuando fue vendida a Chile y Ecuador, mucho antes de aterrizar en la televisión local.

La peor pesadilla de cualquier madre o padre se concreta sin remilgos y a un ritmo sostenido desde los planos inaugurales del envío de 60 capítulos (no habrá segunda parte), y el drama irrumpe de lleno en la historia, más allá de la belleza de los paisajes que enmarcan la tragedia, ya que la serie está grabada íntegramente en exteriores, en Ultra HD con tecnología 4K, todo resulta sobrecogedor.

El llanto desgarrador de Orozco, como la madre del chico perdido, en un personaje distante del registro tierno de “Betty la fea”, protagónico que la hizo popular a nivel internacional, junto a la mirada melancólica de Martínez, quien afirma ser el hijo pródigo veinte años después de la fatalidad, insisten en simbolizar el infortunio para sellar el pacto del culebrón.

La alianza, se inscribe en un buen cuento, desarrollado “desde la gerencia de contenidos del canal, donde se trabajó desde la premisa de narrar el terror a la pérdida de los progenitores cuando van con hijos pequeños a una playa”, describió a Télam, Guillermo Borensztein, gerente de Negocios Internacionales de Telefe.

La creación de Martín Méndez y Bruno Luciani , con mucho de thriller, fue exportada a Estados Unidos, Uruguay, Costa Rica, Panamá, Bolivia y Venezuela, siempre en preventa, con el contenido aún no estrenado.

La historia del joven que se presenta en la casa familiar, donde la madre jamás abandonó su búsqueda ni su recuerdo, aún a costa de los reproches de los otros hermanos y del marido, junto a las preguntas y dudas acerca de la veracidad de su identidad comenzarán el lunes a medir su impacto en la audiencia nacional, luego de haber sido emitida en Perú en el prime time, manteniéndose siempre entre los cinco envíos más vistos del día.

El intérprete ya trabajó en las tiras de Cris Morena, “Casi Angeles” y “Aliados”(Telefé), con experiencias importantes en teatro off como protagonista de “Orlando, despierta!” y en el unipersonal "Borracho, un After Musical", ambas puestas dirigidas por Leo Bosio, y en este envío le pone el cuerpo a un ser enigmático.

Télam dialogó con Pablo Martínez, quien vivió en Perú durante el rodaje del melodrama, sobre su experiencia allí, durante la presentación realizada en un shopping, situado en el barrio porteño de Saavedra, que se extendió hasta pasado el mediodía.

Télam: ¿Es su primer protagónico de peso?
Pablo Martínez: En “Casi Angeles” y “Aliados”(producciones de Cris Morena para Telefe) también protagonicé, pero nunca fui la punta de la lanza, y en este proyecto me encontré así. Me pasaba, al mirar los planes de grabación, que veía mi nombre en todas las escenas, entonces empezás a sentir que sos el tronco de algo y experimentás una necesidad de mantenerte firme, porque hay mucho en la trama que se cruza conmigo. Más allá de lo actoral, precisé desarrollar muchas habilidades para lograr ponerme a cargo de un rol importante dentro de un proyecto de tanta envergadura.

T: ¿Cómo es el personaje?
PM: Por la condición de mi rol, que irá develándose con el paso de los capítulos, el personaje debía estar mintiendo casi todo el tiempo, y una noche soñé con una voz que me decía: ‘Pablo, dejá de mentir tanto!’, es que sostiene una carga dramática muy fuerte, está atravesada por la emoción durante gran parte de la trama, como pasa con la mayoría de los otros personajes.

T: ¿La mentira mueve a su criatura?
PM: El tiene un corazón noble, aunque vive en un engaño permanente, pero las circunstancias lo fueron empujando hasta allí y la única solución que encontró para ayudar a su hermano quien prácticamente está en la calle es adoptar la impostura.

T: ¿La intensidad del melodrama, le demandó más como actor?
PM: A la hora de actuar, no sé si me modifica tanto el contacto con lo real o lo fantástico, te creés el rol y lo encarnás, pero me sirvió mucho para la experiencia estar en contacto con actores mayores de trayectoria y entonces sentía que mi aprendizaje era constante, me quedaba a mirar sus escenas, la verdad y la certeza desde las que actúan.

T: ¿Tiene un centro cultural?
PM: Se llama “Laboratorio Marte”, en Palermo, donde montamos nuestras obras de teatro, hay ciclos de cantautores, happenings, performances, talleres y seminarios de actuación. Seku Faillace, Leo Bossio, Nicolás Russell, Sabrina Macchi y Jano Piccardo, somos seis actores, al frente de ese espacio de arte y performance. Ya comenzamos a trabajar la puesta de este año, aunque ahora interrumpo porque me voy a hacer música a Uruguay.

Salvador del Solar y Diego Bertie, actores peruanos y la bella argentina Maca Achaga completan el elenco de la serie que se emitirá de lunes a viernes, por Telefé, a las 16.30.