05/10/2016 show

La orquesta El Sonido de los Durmientes propone una pintura sonora de la Buenos Aires actual

La orquesta de cámara, integrada por 10 músicos y que desde 2008 viene trabajando en una búsqueda estética propia que cruza lo académico y la música popular, presenta su tercer disco, "Mancha arena".

La cita será este jueves a las 21 en Hasta Trilce, en la calle Maza 177 del barrio porteño de Almagro. "Mancha arena" propone desde una mirada singular una pintura sonora de una Buenos Aires actual.


"Lo nuestro fue siempre ir en búsqueda de una música actual y local, en eso fuimos pasando por diferentes etapas de un camino que se renueva y hoy nos sigue representando ", expresó a Télam el director de la orquesta, Gabriel Lombardo, sintetizando el espíritu de la agrupación que en este trabajo, donde aparece con más presencia la influencia del tango.

El Sonido de los Durmientes contempla un quinteto de cuerdas, guitarra y una sección de maderas, lleva a cuestas "El Sonido D" (2009) y "Danza entre todos" (2014), y ahora arremete con un disco de composiciones propias, enmarcado bajo el concepto de "música urbana actual", según la definición de mismo Lombardo.

"Lo que sale es una estética nutrida de un montón de influencias, lo cosmopolita, lo heterogéneo que convive en la ciudad necesariamente determina una estética musical que como característica elemental tiene el hecho de es una mezcla, a mí me resulta imposible pensar una música actual y local que se agote en un solo género", expresó el músico.

"La Rifa", "Abrazos", "La maga" y "Mancha arena" (pieza que da nombre al álbum) son algunas de las sugestivas e instrumentales piezas que integran el flamante disco, atravesado por cierta oscuridad y disonancia en el plano armónico y dueño de "un carácter más tanguero que en los trabajos anteriores", apuntó Lombardo, compositor y guitarrista.

Orquesta 2El sonido de los durmientes"

Elementos de la música popular de raíz, el tango, el rock y la música clásica conviven en esta propuesta: "Los conservatorios son los grandes promulgadores de la cultura europea, somos un país colonizado. Debemos escuchar cómo resuena en esta gran olla con olor a tango el sabor del folclore local junto a las músicas clásicas del viejo continente, la presencia invisible pero evidente de lo afro y todo esto mezclado o tapado por el tuco de una gran confusión: la globalización cultural", propuso el músico.

La orquesta está integrada por Guadalupe Planes (flauta), María Eugenia Marsili (oboe), Gonzalo Braz (clarinete), Mercedes Morello (fagot), Claudia Spalletta (violín), Leo Pérez (violín), Olga Kneeteman (viola), Laura Basombrío (cello), Martín Pantuso (contrabajo).

En lo estrictamente musical, el director contó que la diferencia con los trabajos anteriores reside en la ausencia de la percusión, una decisión estética que llevó a la orquesta "a enfatizar lo rítmico en la textura de las cuerdas, que de alguna manera suplantan ese soporte que tenía la percusión, se sostiene desde la propia escritura de la musicalidad".

En relación a la respuesta del público , Lombardo dijo: "Hay publico, creo que en cuanto se visibilizan los proyectos que trabajan y que están proponiendo cosas, siempre es valorado. Lo más costoso es que se sepa que existe y lograr que la gente tenga el hábito de ir a escucharlo".