07/04/2016 Ciudad

Trescientos policas recorrern los pasillos de la Vila 31 durante las 24 horas

El comisario general Néstor Roncaglia, jefe de la Policía Federal Argentina, explicó que la medida se pone en marcha en el marco del plan "Barrios Seguros" que diagramó el Ministerio de Seguridad para luchar contra el narcotráfico.

El jefe de la PFA explicó que la lucha contra el narcotráfico es contra las "grandes organizaciones", pero principalmente contra la venta de drogas al "menudeo", el que describió como "el gran problema social".

"A partir de ahora se viene el sistema 'Barrios Seguros' diagramado por el Ministerio y la Secretaría de Seguridad de la Nación y lo concreto es que desde hoy se van a quedar las veinticuatro horas trescientos efectivos recorriendo este barrio para evitar la venta de droga , que es un delito que le hace mucho daño a la juventud y a todas las personas", afirmó esta tarde a la prensa el jefe policial.

Roncaglia precisó que del operativo que se llevó a cabo desde la mañana en la villa 31 y 31 bis participaron "más de seiscientos policías", que realizaron "cuarenta allanamientos" y en los que se detuvieron a "trece personas", todas "mayores de edad".

Además, los policías secuestraron 32 kilos de marihuana, elementos para elaborar 20.000 dosis de "paco", tres armas de fuego (dos de ellas 9 milímetros) y "cuatro bombas molotov".

"Apuntamos a los vendedores y a los proveedores de la droga. Los trece detenidos son todos vendedores y almacenadores", indicó.
Según Roncaglia, que llegó a jefe de la fuerza desde la Superintendencia de Drogas Peligrosas, en la lucha contra el narcotráfico se "buscar atacar las grandes organizaciones y la venta al menudeo" y, en ese sentido, explicó que las primeras "son los proveedores, los que trafican, los que almacenan", pero que "el gran problema social es el narcomenudeo, la monetización de las drogas, el anteúltimo eslabón para llegar a los consumidores".

"Parecería que es un hecho menor, pero es un hecho grave, cuando la droga llega a consumidor (…) Queremos desalentar la venta de drogas. Seguramente (lo narcos) se van a correr a otro lado o la van a implementar en otro lado pero nosotros vamos a estar detrás de ellos para que eso no ocurra", afirmó el jefe de la PFA y agregó que el operativo "Barrio Seguro" se va a "replicar tanto en la Capital Federal como en el resto del país".

Y añadió: "Este es un plan piloto que va a ser replicado en otros lugares (…) Este mismo plan se ha aplicado en otras partes del mundo y ha funcionado. Así que vamos a poner lo mejor de nosotros para que este funcione".

Consultado sobre cuánto va a durar este operativo, Roncaglia respondió: "Vamos a trabajar en forma conjunta el tiempo que sea necesario. Lo vamos ir viendo día a día pero la idea es lograr una mejora en seguridad para el barrio."

Por último, el jefe policial destacó que durante la recorrida de la villa que realizó hoy junto a funcionarios del área de Seguridad y Justicia le llamó a "recepción" de los vecinos ya que "todo el mundo salió a saludar, a abrazar".

"Porque la gente, que es básicamente buena, cuando ven los vendedores de droga ven que su familia está en peligro y no quiere que vendan droga", concluyó.