17/09/2015 San Juan

San Juan: la Justicia orden detener temporalmente las actividades con cianuro en la mina Veladero

La justicia de San Juan ordenó detener las operaciones con cianuro en la mina de oro Veladero donde el domingo se produjo una fuga, hasta determinar si en el episodio hubo delito y si se trata de una operación segura para la salud de la población, al tiempo que le ordenó a la empresa Barrick Gold que reparta agua potable en envases en las poblaciones de los dos departamentos vecinos al emprendimiento.

Por Jorge Lucero

Por otro lado, tanto desde el Ministerio de Minería, como de la firma multinacional, se aseguró que no hay restos de cianuro en los ríos monitoreados en base a los análisis de aguas realizados en los días posteriores al accidente.

Según confirmó a Télam esta mañana el juez de la causa, Pablo Oritja, la medida es en respuesta a los amparos presentados por un vecino de la localidad de Jáchal, una acción colectiva iniciada por el intendente de ese departamento, Jorge Barifusa, y por un requerimiento fiscal surgido de la demanda penal presentada por el gobierno de San Juan.

El juez Oritja indicó que “en principio la cautelar dispone suspender por 5 días las operaciones con cianuro en el emprendimiento minero”, ya que “la idea es hacer una triple inspección ocular que no podrá concretarse hoy por las condiciones de viento blanco y nevadas en la zona, lo que obliga a esperar que se abra una ventana climatológica que permita ingresar a la mina”.

El juez prevé hacer la inspección también junto a cuatro fiscales que puso la Corte de Justicia para investigar el caso de la que participarán un ingeniero especialista en temas mineros y peritos ambientalistas.

La prohibición solamente impide el trabajo en el Valle de Lixiviación de la mina, que es donde el mineral molido es regado con la solución cianurada para extraerle el oro y la plata, pero "no para el resto de la mina”, según el juez.

El magistrado dispuso, además, que la Barrick Gold provea agua mineral y potable en bidones y botellas a las poblaciones cercanas “como medida preventiva, hasta determinar la sanidad del agua de consumo masivo”.

Además de los recursos de amparo, el juez confirmó que hay una causa penal que ya cuenta con requisitoria de parte de la fiscal Graciela Del Pie y tres fiscales mas designados por la Corte de Justicia, que pide “investigar si hubo delito en el episodio y determinar si el sistema utilizado para separar el metal de la roca es seguro, de manera que no implique ningún riesgo latente de contaminación”.

Para eso el juez dijo que convocó “a un profesional especializado de la Universidad Nacional de San Juan para que haga un informe detallado”, y que “trabajarán otros especialistas en determinar si se registran elementos que demuestren una contaminación en la flora y la fauna del lugar afectado”.

Mientras tanto, desde el Ministerio de Minería de San Juan, se informó a través de un comunicado que “los análisis de las muestras de agua tomadas en los ríos Potrerillos, de Las Taguas, de La Palca y Blanco, más las zonas de El Chinguillo, Angualasto y Malimán, el dique Cuesta del Viento y el río Jáchal, dieron negativo en cuanto a presencia de cianuro”.

En el mismo sentido, la empresa Barrick Gold emitió otro comunicado en similares términos en el que expresa que indicó que “desde el día del incidente, en ninguno de los monitoreos se ha detectado la presencia de solución cianurada en el río Jáchal ni en el dique Cuesta del Viento, en su entrada y desembocadura”.