26/03/2015 msica

Boom Boom Kid coloca su msica al servicio de colores y buenas vibras

El extrovertido y transgresor cantautor Carlos Rodríguez, mejor conocido por su apodo artístico como Boom Boom Kid y que compartirá escenario este sábado 29 en Groove con el grupo australiano de punk Hard-Ons, confía en las melodías como el puente hacia el bienestar y apunta sus energías a la búsqueda de lo más hermoso con el objetivo de contrarrestar la oscuridad.

Por Florencia Fazio

"Vamos por un camino que no me gusta y por eso todavía salgo a tocar; estoy en esa misión media loca porque sé que con mis canciones no cambio el mundo, pero creo que a través de una canción, tirando una vibración o un ritmo, puedo hacer mover cuerpos y eso hace sentir mejor. Estoy en la búsqueda de lo más hermoso para contrarrestar tanta oscuridad", vaticina el artista el charla con Télam.

Fiel a sus convicciones y denuncias sociales -que se dejan transparentar en sus letras-, encausa que "el acto violento de agredir a una persona, rebajarla por su elección sexual, no dejarla trabajar porque vino de un país que no es el tuyo, sigue teniendo su lugar en las sociedades".

Y en congruencia con sus ideas complementa que "por ejemplo, el fútbol no es un hecho violento en sí pero el fanatismo ciega, y obviamente estamos engañados. ¿Vamos a decir que ahora porque tenemos un presidente mujer no somos machistas?, eso no existe. Aún se utilizan animales para el transporte, el poder genera pobreza y enfermedades, y luego regala hospitales para curar y ganar votos. Vivimos en ese vórtice enfermo".

Auténtico con su filosofía de vida confiesa que "me tomo las cosas en serio, no me visto de rockero los fines de semana y el lunes marco tarjeta y trabajo para una compañía con la que no estoy para nada de acuerdo. Vivo en este vuelo, me la banco como puedo, con altibajos y subidones, porque lo que hago es lo que soy, y eso rige mi vida en general".

Dejando de lado las formas, Boom Boom Kid vuelve a las cosas por las cosas mismas al afirmar que "la música hace que te encuentres con ese ser salvaje que cada día perdemos en esta vorágine del reloj y aunque hay cosas de las que no puedo escapar porque vivo en una ciudad bastante gris, he nacido para poner color dónde no hay".

Luego de su quinto y -por el momento- último trabajo de estudio, "El libro absurdo" (2012), el cantautor de 43 años, calzas coloridas y rastas prominentes, publica tres sencillos: uno de cuatro canciones y otro de dos, ambos en vinilo porque, como manifiesta, "es como un cuadro. No está bien hacerse de bienes porque son las anclas más pesadas, pero es un fetiche que tengo"; el tercero es el compilado "Demasiado en fiestas sin timón y con el mono al hombro", con dos temas nuevos, que quizás se perfilen para un nuevo álbum, que todavía no encuentra su fecha ni su nombre.

Entre los proyectos que envuelven a la banda está el de continuar sacando simples. "Escribo mucho pero no tengo esa necesidad de mostrar lo que hago. Me conformo con grabarlos para mí. Los tres estamos en ese viaje", confiesa Nekro sobre el período de introspección que también involucra a Dario "Pelado" López (bajo) y Marcelo "Chelo" Vidal (batería), músicos que completan su actual formación pero junto a quienes compartió gran recorrido musical.

En la misma línea dispara que "me alegra el alma componer canciones pero no quiero dar el paso siguiente de hacerlo físico en un estudio. Estoy editando un libro de fotos de un amigo y armando giras. Tenemos entre nuestros planes Colombia, Tierra del fuego y quizás Japón".

Si bien ya pasaron quince años desde su primer disco de estudio ("Okey Dokey", 2001) con su actual formación, Boom Boom Kid, quien creció y adolesció junto a Fun People no logra desprenderse de esa etapa inaugurada por "Anesthesia", gran disco que incluyó temas como "Runaway", "Anabelle" y "Ánimo".

Como un flash back, el creador de aquella banda -que marcó un antes y un después en la escena de vanguardia de los 90- y autor de casi todas sus letras, afirma que "me vi con ganas de cambiar porque me gusta la aventura y el desafío. Igual sigo tocando las canciones de Fun People que tienen su vigencia para hacer un poco de luz".

Mientras tanto Boom Boom Kid se prepara para actuar el sábado 28 junto a la banda australiana de punk Hard-Ons que se presentará con su primera formación: Keish de Silva en batería y voz, Ray Ahn en bajo y Peter Black en guitarra, luego de idas, cambios y vueltas, y atravesados por más de tres décadas de historia en el circuito; una fecha que se viene postergando hace diez años.

"Hace doce años les edité 'The Best Of' porque son una des mis bandas favoritas y luego hicimos un disco compartido, 'Split!'", detalla el exponentes del "Do it yourself" sobre el trabajo que incluyó cinco temas, de los cuales dos eran de la banda australiana ("Fallen star" y "Trouble - Trouble") y tres de BBK ("Cigarrillos, Pastillas y Alcohol", "Ta-Tan, Ta-Tan... Incertidumbre" y "Te acordás de Jimbo?").

La cita será en Groove (Santa Fe 4389, barrio porteño de Palermo), a las 19, en el marco del Ugly Records Festival.
etiquetas