07/11/2014 en la Residencia Oficial

Alicia Castro abri un seminario sobre la responsabilidad empresarial durante la dictadura

En la actividad se discutirán los diferentes modelos en desarrollo a nivel internacional tendientes a dilucidar la responsabilidad del empresariado respecto a la violación de derechos humanos durante gobiernos dictatoriales.

La embajadora argentina en el Reino Unido, Alicia Castro, y el presidente del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), Horacio Verbitsky, inauguraron el seminario “Responsabilidad empresarial en las violaciones a los derechos humanos durante gobiernos dictatoriales: el caso argentino en perspectiva”, organizado en conjunto con la Universidad de Oxford.

Castro y Verbitsky dieron comienzo ayer en la Residencia Oficial de la Embajada Argentina en Londres a  este seminario en el que se discutirán los diferentes modelos en desarrollo a nivel internacional tendientes a dilucidar la responsabilidad del empresariado respecto a la violación de derechos humanos durante gobiernos dictatoriales, informó un comunicado divulgado hoy por la embajada argentina.

Según precisó la embajada, se tomó a la Argentina como punto de partida desde el cual se discutirán comparativamente otros modelos, "teniendo en cuenta los avances que se observan" en el país.

En ese marco, Castro calificó los treinta años de democracia en Argentina como "la etapa más fecunda en la evolución de los derechos humanos en la Argentina" y recordó que esta etapa comenzó con la instalación de la Comisión Nacional Sobre la Desaparición de Personas en 1983, que fue la primer Comisión de Verdad en el mundo, que forjó el informe Nunca Más.

Agregó que "durante los gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner se construyó el marco sustentable para el desarrollo de la justicia transicional: la búsqueda de la verdad, la memoria, la justicia, la puesta en práctica de medidas de reparación y la aplicación de reformas institucionales".

“Sabemos que el terrorismo de Estado asesinó a miles de dirigentes políticos, estudiantiles y sindicales para imponer un plan económico que estos hubieran resistido. Es importante profundizar esta línea y avanzar con un análisis que estudie el vínculo entre el Estado criminal y la economía”, señaló la embajadora.

Verbitsky y Juan Pablo Bohoslavsky plantean este vínculo entre el Estado criminal y la economía en su libro “Cuentas Pendientes, los cómplices económicos de la dictadura”, que según se anunció en la conferencia, está en proceso de traducción al inglés y será publicado el año próximo por Cambridge University Press. 

El Presidente del CELS, por su parte, analizó el rol de los organismos de derechos humanos en Argentina, explicó el desarrollo histórico del proceso de memoria, verdad y justicia, y brindó un panorama detallado sobre los procesos por delitos de lesa humanidad llevados a cabo en nuestro país, señalando los desafíos pendientes.

Durante el seminario se escucharon también las exposiciones de la Directora de la Oficina de Investigación Económica y Análisis Financiero de la Procuración, Judith  König; el juez federal de Tucumán Fernando Poviña, y la Directora del Centro de Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Oxford, Leigh Payne.

König analizó las características de la complicidad de las empresas y la trasferencia de ganancias del sector laboral al empresarial operada durante la dictadura.

En tanto, el juez Poviña remarcó la responsabilidad del Poder Judicial en investigar las responsabilidades de las empresas, y la académica Payne destacó el ejemplo del caso argentino en el mundo.

El seminario, que comenzó en la residencia oficial, se completará con otras dos jornadas, hoy y mañana, en el St. Antony´s College de la Universidad de Oxford.

Durante esos días expondrán, entre otros, Gastón Chillier, Director Ejecutivo del CELS; Juan Pablo Bohoslavsky, experto independiente en materia del impacto que tienen sobre los derechos humanos las deudas externas, Gabriel Pereira, miembro de la ONG argentina de derechos humanos ANDHES; César Rodríguez, experto colombiano en derechos humanos de la Universidad de los Andes y Director del Centro Internacional de Justicia, y Marjorie Jobson, activista sudafricana y miembro de la Comisión de Promoción y Protección de los Derechos Culturales, Religiosos y Lingüísticos de ese país.