05/11/2014 teatro

El espectáculo de artes contemporáneas “Sucede” llega al Margarita Xirgu

El "Sucede", experimento interdisciplinario que combina poesía, música, teatro, stand up y contenidos audiovisuales en función de un concepto siempre contemporáneo, estrena mañana una nueva función en el emblemático teatro porteño Margarita Xirgu, inaugurando un espacio propio que permite ampliar el desarrollo artístico de un proyecto nacido en el under y que cada vez suma más adeptos.

Por Juan Rapacioli

El inclasificable espectáculo, que hasta hace poco rebalsaba de público en el centro cultural La Oreja Negra, con capacidad para 300 personas, consiguió recientemente coordinar un espacio para 500 personas en el histórico teatro de San Telmo donde, entre otras cosas, Federico García Lorca dirigió sus obras y el grupo Les Luthiers dio sus primeros conciertos. 

En diálogo con Télam, Sagrado Sebakis, escritor, actor y director de este proyecto definido como "un mashup (mixtura) de artes ultra-contemporáneo", habló sobre esta propuesta que reúne a más de 30 personas en escena, la novedad de ocupar este espacio rebautizado como "Teatro Margarita Shiryu", y la función que se realizará mañana, a las 21, en el tradicional teatro de Chacabuco 875. 

¿Cómo explicás este salto cualitativo para un espectáculo under?
Podríamos decir que el under tomó el upper. Esta es un oportunidad muy grande para nosotros. Nunca vi un espectáculo del under que juntara más de 300 personas por semana. Es un teatro impresionante, estuvo Lorca, tocaron los Redondos, es increíble. En estos momentos uno se pregunta a cuánto se puede aspirar a ser en el teatro nacional. Lo que llama la atención de nosotros es que no somos clasificables en ningún género. 

¿Y cómo se definen? 
A lo que hacemos lo llamamos 'mashup de artes ultra-contemporáneo', aunque una de nuestras artistas, Mariana Bugallo, lo había definido muy bien como: 'teatro callejero indoor' (puertas adentro), pero siempre se trata de lo mismo: la búsqueda generacional que nos identifique. El teatro es un espejo social que tiene que representar a su momento y a su época, decía Shakespeare. Este es un lugar donde tratamos de ver qué es la posmodernidad o esta generación que aún no tiene nombre, y heredamos cultura oral del Parakultural, Osvaldo Viña, José Sbarra, Susy Shock, entre otros.

¿La literatura es la base del proyecto?
El "Sucede" tiene la condición de literatura oral porque lo hacemos muchos escritores, jugadores de Slam (torneo de poesía). Este espectáculo corresponde más con la idea de ritual que con la idea de teatro: es un momento compartido en secreto con la gente que lo esta viviendo y que no va volver a pasar, porque no hay dos funciones iguales. 

¿De qué se trata esta nueva función, llamada "UMANO"?
En esta ocasión el concepto gira en torno a una empresa multinacional llamada "Sucho", que inventa los cigarrillos para fumar por el orto, con una campaña publicitaria que, por ejemplo, dice: 'Los brazos son para dar abrazos. Suchos. Los vicios en otro lado'. En un momento, la empresa empieza a crecer y no se sabe si se están burlando de los países o están sacando material verdadero. El tema es que se llenan de plata y compran el planeta tierra, exigiendo el desalojo de la humanidad. El espectáculo se sitúa en el segundo día del juicio, donde hay que decidir si la humanidad vale la pena para que se quede o no. 

Esto, más allá de lo delirante, es contemporáneo con lo que pasa aun en la situación con los fondos buitre: todos es pagable, comerciable, todo puede estar en el capricho de un deudor. El "Sucede" siempre habla de lo que nos pasa hoy en día. Hace poco lo fui a ver a Frederic Martel, el sociólogo mainstream que labura cómo se gesta la cultura de masas, pero no tanto el impacto y recibimiento. Nosotros vamos desde el impacto y el efecto. 

¿Creés que los nuevos modos de hacer arte tienen que ver más con lo colectivo? 
Sin dudas. Somos una generación que no nace con Internet, pero que se amolda; tenemos un cerebro dividido, que nació con una vida analógica y tuvo que acostumbrarse a convivir con una vida digital. En eso hay una incomodidad. El cerebro está incómodo y desde ahí surgen los nuevos formatos. En ese sentido, estamos todo el tiempo en búsqueda del lugar nuevo en dónde decir y creemos que los pibes que están naciendo ahora con Internet como base van a llenar los formatos de un contenido increíble. 

Nos interesa esta cosa posmoderna de tener que mantener un muro en la Web, de tener que llevar la revista de tu vida adelante; de hecho, la generación anterior a la nuestra, la del 90, es la que está marcada por querer ingresar al mundo de la cultura antes de tener una obra sólida. Nosotros nos sacamos ese peso y decimos lo contrario: no tenemos que demostrar nada a nadie. Y la verdad, más allá del "Sucede", somos una gran comunidad de artistas que pensamos así: los Bla Bla, la Casona del Teatro, Julio y Agosto, Las Taradas, Proyecto Gómez Casa, Familia de Ukeleles, Teatro Mandril, Vuela el Pez, Matienzo, y muchos más.