28/08/2014 reestructuraciones

La Asociacin Internacional de Mercado de Capitales promueve reformas para frenar el poder de los fondos buitre

La Asociación Internacional de Mercado de Capitales (ICMA, por sus siglas en inglés), grupo que nuclea a bancos e inversores, llevará a cabo este viernes una reunión en Londres en la que promoverá la implementación a nivel global de reformas destinadas a evitar que se repita la historia del litigio que enfrenta a Argentina con el fondo buitre NML.

Así lo reveló la asociación católica Jubileo USA, que sostuvo que plan del ICMA busca reducir "la capacidad de los acreedores-holdouts, de litigar y socavar las reestructuraciones de deuda" futuras.

Se buscará, agregaron, fomentar el "uso de las cláusulas del contrato para obligar a todos los tenedores de bonos de las reestructuraciones de deuda que acepten lo que acuerde el 75%".

ICMA es una asociación compuesta por 460 miembros localizados en 53 países, entre los que se encuentran inversores y entidades bancarias, cuya sede se encuentra en Suiza y cuenta con oficina en París y Hong Kong.

Además, el plan busca dejar sentado que el significado del "pari passu" o cláusula de paridad en los contratos de bonos existentes, debe significar que los fondos holdouts siempre deben recibir los mismos bonos reestructurados que la mayoría de los inversores que ingresaron a un acuerdo, indica un comunicado difundido hoy.

Para Eric LeCompte, titular de Jubileo USA, "este es un paso en la dirección correcta y realmente aplaudo el liderazgo del gobierno de Estados Unidos en esto", señaló.

No obstante, expresó su preocupación porque "esto no va a hacer lo suficiente para evitar un litigio contra los países pobres en la próxima década. Todavía necesitamos un enfoque legal", para tratar las quiebras de países.

El caso Argentina / NML pronto podría impactar en otros países que enfrentan litigios de los acreedores, consideró el ejecutivo.

En este sentido, LeCompte reveló además que el mes pasado, un juez de Estados Unidos en Nueva York ordenó a la República Democrática del Congo a pagar 68 millones de dólares a dos fondos de riesgo que adquirieron la deuda del país en el mercado secundario y luego demandaron.

El premio incluye casi 50 millones de dólares en intereses sobre préstamos que datan de principios de 1980.

Según las Naciones Unidas, la República Democrática del Congo es el segundo país más pobre del mundo.

Asimismo, LeCompte explicó que existe otro caso que protagoniza el Banco de Importación y Exportación de Taiwan, entidad que "está demandando a la nación caribeña de Granada, en una discusión jurídica idéntica a la utilizada en contra de Argentina".

"El caso de Argentina tiene un impacto global, y necesitamos una solución global", acotó Lecompte.

"Necesitamos un proceso de quiebra internacional", enfatizó. Como señala el Financial Times, agregó, los "litigios de los acreedores contra los países morosos se han duplicado en la última década, mientras que los niveles de deuda siguen aumentando".