03/03/2014 Ciudad

Un muerto y un mujer herida tras ser baleados por dos motociclistas en los bosques de Palermo

Un hombre de nacionalidad colombiana fue asesinado y su novia resultó herida tras ser atacados a balazos por dos motociclistas. Se investiga si se trató de un crimen cometido por sicarios.

Las víctimas fueron identificadas por la Policía como Carlos Gutiérrez (40), quien recibió tres tiros, y Solange Trujillo Kive (21), que sufrió dos heridas de bala y esta tarde permanecía internada en el Hospital Fernández de esta Capital Federal.


Fuentes policiales informaron a Télam que el hecho ocurrió alrededor de las 15, en avenida Figueroa Alcorta, casi esquina Dorrego, donde Gutiérrez y Trujillo Kive paseaban en bicicleta junto a otro hombre, también de nacionalidad colombiana, en momentos en que había una gran cantidad de transeúntes en la zona.

Mientras recorrían la bicisenda que bordea la avenida, estas tres personas fueron abordadas por dos hombres que se movilizaban en una motocicleta y llevaban sendos cascos color negro.

Según las fuentes, el que iba de acompañante en la moto descendió del rodado, extrajo un arma de fuego y, sin mediar palabra, comenzó a disparar contra los ciclistas.

Tras el tiroteo, los agresores huyeron en la moto, mientras que Gutiérrez y Trujillo Kive cayeron baleados sobre la bicisenda; al tiempo que el tercer ciclista abandonó el lugar aparentemente ileso, dijeron los informantes.

Efectivos de la Unidad Criminalística Móvil de la Policía Federal secuestraron en el lugar del tiroteo al menos once vainas servidas calibre .380

Cuando el personal del Servicio de Atención Médico de Emergencias (SAME) arribó a la escena del crimen alertado del hecho, Gutiérrez -que vestía unas bermudas rojas y zapatillas deportivas- yacía muerto junto a su bicicleta, en tanto que su novia se encontraba consciente a pesar de estar herida.

Voceros médicos indicaron a Télam que la mujer fue trasladada en ambulancia hasta el Hospital Fernández donde se constató que presentaba dos heridas de bala, una en una pierna y la otra en el torso que le produjo un neumotórax.

Las mismas fuentes señalaron que la paciente fue sometida a una drenaje y esta tarde permanecía internada en la sala de cuidados intensivos de ese centro asistencial, a pesar de lo cual declaró ante los investigadores y aportó datos sobre lo ocurrido.

De acuerdo a los pesquisas, la joven estaba radicada en este país desde junio pasado y en febrero último había ingresado a la Argentina por última vez junto a su novio, con el que convivía en la localidad bonaerense de Vicente López.

Por su parte, un hombre que realizaba ejercicios físicos en el parque, a metros de la bicisenda por la que se movilizaban las víctimas, contó a la prensa que "fue todo muy rápido" y que los disparos se escucharon como "silbidos", por lo que se sospecha que el tirador utilizó un silenciador.

El testigo contó que se acercó a auxiliar a la joven, a la que notó "muy preocupada por su novio" que, a su vez, estaba "muy mal" y sangraba por distintas partes del cuerpo.

"Había chicos y lo que atinaron a decir es que me tirara al piso porque los balazos iban para todos lados", relató el hombre consternado.

En tanto, efectivos de la Unidad Criminalística Móvil de la Policía Federal secuestraron en el lugar del tiroteo al menos once vainas servidas calibre .380.

Un vocero de la pesquisa explicó a Télam que se trata de "munición CCI", la cual es "importada" y habitualmente utilizada por "sicarios", por lo que la principal hipótesis apunta a que los homicidas fueron directamente a matar a las víctimas.

La misma fuente añadió que entre las prendas de vestir de Gutiérrez se halló una pequeña cantidad de marihuana y pastillas que podrían ser de éxtasis.

Además, los detectives de la comisaría 51ra. y de la División Homicidios de la Policía Federal inspeccionaban esta tarde los alrededores del lugar del hecho en busca de cámaras de seguridad que hayan podido captar imágenes del tiroteo. 
etiquetas