04/06/2013 ferrocarriles

El Ministerio de Transporte le rescindi el contrato al Tren de la Costa por incumplimiento

El ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, anunció la rescisión de contratos de las empresas ferroviarias América Latina Logística y Tren de la Costa, que pasarán a manos del Estado "sin costo alguno".


En una conferencia de prensa en la Casa de Gobierno, Randazzo dijo que la decisión anunciada está "vinculada al incumplimiento de los contratos y con el compromiso del gobierno nacional de poder bajar los costos de logística para que las producciones regionales sean cada vez más competitivas".

Se trata de una "una decisión política ante el incumplimiento de los contratos" pero también "tiene que ver con el compromiso del Gobierno de trabajar en poder bajar los costos de la logística para que las producciones sean cada vez más competitivas", anunció el ministro.

Las dos redes ferroviarias de cargas que pertenecían a la empresa brasileña ALL, una que atraviesa la región de Cuyo y otra que lo hace por la zona mesopotámica, quedarán ahora bajo la órbita de la empresa estatal Belgrano Cargas y Logística S.A., cuyo directorio quedó constituido horas antes de los anuncios en la Sala de Conferencias de la Casa Rosada.

"Uno de los desafíos que nos pusimos fue recuperar el servicio de trenes de pasajeros y los de carga", dijo Randazzo al explicar los alcances de estas medidas, que en el caso del tren de carga el Estado administrará una red que pasa por las provincias de San Luis, San Juan, Mendoza y Córdoba, con terminales en Rosario y Buenos Aires; y otra que lo hace por Corrientes, Misiones y Entre Ríos.

Transporte le rescindi el contrato al Tren de la Costa por incumplimiento

Los incumplimientos de la empresa brasileña incluyen, según una auditoría del ministerio, "multas aplicadas que superaban el 30 por ciento de lo que decía el contrato, incumplimiento de pago de canon por más de seis meses, incumplimiento al programa de inversión, abandono de ramales, levantamiento de vías y traslado de activos sin autorización, entre otras".

"Estos ramales serán conducidos por Belgrano Cargas y Logística", confirmó el ministro, al tiempo que dijo que la empresa estatal será también la responsable de hacer un inventario de los bienes junto a otros organismos estatales, y que se evaluará iniciar acciones por "daños y prejuicios" contra ALL, del mismo modo que se hará con el Tren de la Costa.

La rescisión del contrato "en su totalidad" del ferrocarril que tiene su estación central en Tigre incluye todos sus bienes concesionados como el Parque de la Costa, y se ha decidido rescindirlo por "falta de mantenimiento de ramales y vías, cesión del contrato de concesión sin conformidad del Estado, y omisión del pago de canon desde el año 2001".

La administración privada tenía la concesión por la explotación del servicio ferroviario, cuyo pasaje ronda ahora en los 16 pesos, pero también alcanzaba la explotación comercial de los locales, y "al Parque de la Costa también" porque "cuando se concibió el Tren de la Costa era un proyecto integral que incluía la explotación del ramal y la explotación de bienes del Estado".

El servicio quedará a cargo de la Sociedad Operadora Ferroviaria Sociedad del Estado (Sofse), mientras que la administración de sus bienes estarán bajo el control de la Administración de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF)", según precisó el ministro de Interior y Transporte.

Randazzo también confirmó que se está evaluando iniciar acciones legales, mientras se esperan los resultados de un inventario solicitado por su cartera.

"No descartamos tomar ningún tipo de decisión. Si tenemos que avanzar en la estatización de otras líneas de pasajeros o de carga, estamos dispuestos a hacerlo si es que el servicio no mejora", subrayó, ante la consulta de un periodista sobre posibles avances en ese sentido en otros servicios ferroviarios.