Logo Telam

Internacionales

05.09.2012 14:02

Pocas coincidencias entre China y Estados Unidos en la reunión que concluyó hoy

El presidente chino, Hu Jintao, y la secretaria de Estado norteamericana, Hilary Clinton, pusieron en evidencia las diferencias de ambas naciones respecto a Siria, Corea del Norte y el rol de EE.UU. en Asia.

Pocas coincidencias entre China y Estados Unidos en la reunión que concluyó hoy

"No tenemos la misma opinión en todo", señaló Clinton luego de reunirse con el presidente y con su par de Exteriores, Yang Jiechi, informó la agencia DPA.

La secretaria de Estado aseguró también que su país está "decepcionado" por la negativa de Beijing y Moscú para aprobar sanciones más duras contra Siria.

China y Rusia, dos de los países con poder de veto en el Consejo de Seguridad, bloquearon la intención de los Estados Unidos y sus aliados europeos de intervenir militarmente en Siria.

En una conferencia de prensa ofrecida junto a Yang, en la que se notaron las diferencias, Clinton reiteró que Estados Unidos continuará "cooperando con la oposición siria" y "trabajando por el día en que (el presidente sirio, Bashar) Al Assad se vaya, porque estamos convencidos de que lo hará".

Además, la jefa de la diplomacia estadounidense consideró el conflicto como "una amenaza a la paz y la estabilidad en toda la región".

"Y cuanto más dure mayor será el riesgo de que se expanda", dijo, añadiendo que ya afectó a Líbano, Turquía y Jordania.

Yang, por su parte, explicó que ambos países acordaron aumentar la confianza mutua y "acabar con los recelos" sobre sus relaciones en la región Asia-Pacífico.

La cuestión del Mar del Sur de China debe ser solucionado sólo por las partes involucradas directamente, aclaró el vocero del ministerio de Exteriores, Hong Lei, en respuesta a un llamado de Clinton hecho el lunes en Yakarta para que los Estados del Sudeste Asiático formen un bloque común frente China.

China sostiene que este asunto debe resolverse a través de negociaciones amistosas, lo cual está regulado por un acuerdo denominado Conducta de las partes del Mar de China 2002, y que los países fuera de esa región deben respetar la decisión de las partes involucradas.

Esta es la última parada de Clinton en China antes del cambio generacional en la cúpula del gigante asiático, previsto para octubre, y de las elecciones presidenciales del 6 de noviembre en Estados Unidos.

La visita de Clinton a China es la tercera escala de su gira asiática, tras pasar por las islas Cook e Indonesia. Tras su partida de Beijing visitará Timor Oriental, Brunei y Rusia, donde acudirá al Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico en Vladivostok.